See also...


Authorizations, license

Visible by: Everyone
All rights reserved

8 visits

serie1

serie1

Comments
 Julia De La Pina
Julia De La Pina
Fotografía e Imagen Digital
Trabajo Práctico Final – Serie

Facultad de Bellas Artes – UNLP
Año: 2017
Alumna: de la Pina, Julia

Título serie: El ser humano domesticador

Relación con la temática único: El animal en su hábitat es único, en cada región ambiente, con sus movimientos estacionales, conductas, comportamientos, alimentación y cumple una función con el medio ambiente, como regular la proliferación de otras especies animales o vegetales. El encierro de un animal no doméstico conlleva la privación de su vida natural y el tráfico ilegal y hasta la extinción de algunas especies. El animal en cautiverio y en éste proceso de la domesticación pierde sus características propias de la especie, sus conductas y comportamientos que lo hacen una especie única y especial en la naturaleza. Pese a los cuidados que se le brinden al animal en cautiverio, este se convierte en un ser antisocial, estresado y con una pobre calidad de vida.

Eje técnico y compositivo: fotografías con utilización de balance de blancos, e iso, y ambientes con iluminación natural, luz solar entrante por ventanas con sombras para reforzar la idea del animal en el hogar, con luz de pelo y contraluces, y luz solar en exterior y estas con distintos formatos. Fotografías a una iguana y una cotorra que sufrió la práctica de la coloración de su plumaje para la venta simulando la especie tan buscada de loro. Luego edición digital de las fotografías aplicando sobre la imagen original algunas encontradas en la red, del tráfico de las especies de las fotos (iguana y cotorra) y otras de estas pero en libertad. Mostrando así un trasfondo en cada imagen. Las mismas impresas en papel fotográfico.

Eje temático: El ser humano acostumbra a tener mascotas por los beneficios que le da o que cree que se dan mutuamente, como compañía y mejoría en su vida. Esto solo ocurre en animales domésticos como perros y gatos, que con la domesticación que sufrieron a través de los siglos dejaron de cazar y pasaron a tener una dependencia con el ser humano.
Otros animales no domésticos, muchas veces exóticos, son comprados creyendo que se les podría mejorar sus condiciones de vida en las que lo tiene el vendedor, otras veces sólo es por la belleza y sus hábitos o conductas.
Los animales no domésticos son animales silvestres que mantienen sus cualidades naturales inalteradas, lo que al tenerlos en cautiverio conlleva grandes trastornos en su salud física, mental y social. El cambio en su dieta les provoca estrés y sufrimiento que a veces puede llevarlos hasta su muerte. Sus destrezas y comportamientos reducidos considerablemente dentro de una casa los lleva a un notable desmejoramiento físico.
El ser humano en esto corre también riesgos, ya que estos animales silvestres transmiten enfermedades y a su vez pueden agredir o provocar accidentes hacia miembros familiares. En vida natural “los animales poseen resistencia a enfermedades que se propagan entre especies silvestres y ellos utilizan medios de cura y defensa propios que adquieren con el cuidado materno en la mayoría de los casos” (Carina Righi). Por lo que los cuidados son complejos y riesgosos. Es muy difícil suplir las necesidades alimenticias de un animal silvestre, ya que suelen ingerir gran cantidad y variedad de alimentos típicos de sus regiones, de la época del año y del ciclo reproductivo de la especie. Tampoco se sabe de sus cuidados sanitarios por lo que es muy complicado conocer en qué momento necesitan asistencia médica. En lo que respecta a sus comportamientos, cuando el animal silvestre llega a su edad adulta se hace grande y fuerte, lo que dificulta manejarlo y cuidarlo, por lo que es potencialmente peligroso para las personas, y al alcanzar su madurez sexual se vuelve muy agresivo atacando a las personas.
El animal en cautiverio sufre así la separación de su hábitat, grupo, vida natural, y el status dela especie en la naturaleza, ya que muchas especies pasar a estar amenazadas por el tráfico ilegal. La compra de estos animales no domésticos genera una demanda que fomenta su tráfico. Estas especies llegan a los hogares luego del tráfico ilegal de vida silvestre, el tercer tipo de ilícito más importante del mundo después del tráfico de estupefacientes y de armas. En Argentina de cada 10 animales capturados para su venta ilegal solo 1 sobrevive. Las aves representan la mitad de ese negocio. Las formas comunes utilizadas por los cazadores son trampas, redes, y hasta armas para poder capturarlos. Muchas veces se sacrifican familias enteras para solo quedarse con las crías. Según estimaciones de la Dirección de Fauna Silvestre, 9 de cada 10 animales capturados mueren antes de llegar a ser comercializados. Entre los animales que sí llegan a comercializarse, solo 10 de cada 100 se recuperan, y únicamente un 5 por ciento logra regresar a su hábitat. Los animales que son mantenidos durante mucho tiempo como mascotas no pueden ser regresados a la vida silvestre por la fuerte dependencia que adquieren con el ser humano, por el estar acostumbrados a acercarse a las personas para recibir comida, lo que les impide tener conductas adecuadas para sobrevivir en la naturaleza. Por eso es muy importante ser conscientes del daño que genera este negocio ilegal, y ayudar a prevenirlo evitando la compra de animales que no son domésticos.
Los impactos que esto genera también son ambientales, según la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de México, se ocasiona un daño al equilibrio ecológico; se provoca el aumento de plagas al disminuir depredadores; se disminuye la biodiversidad; y por lo general la extracción de un ejemplar vivo y en buen estado implica la muerte de varios de la misma especie. Sobre el impacto en la salud, los animales traficados se encuentran en pésimas condiciones de salud, ya que el hacinamiento y el temor al cual son expuestos altera su sistema, provocándoles en poco tiempo la muerte, a causa también de largas privaciones de agua en su transporte, el mismo en condiciones precarias y con la mezcla de distintas especies en una misma jaula, lo que provoca ataques entre los individuos. Prácticas deplorables e inhumanas realizadas en su tráfico.
Al comprar una especie silvestre uno se expone a miles de patógenos desconocidos en nuestro medio. Según la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales de México existen enfermedades zoonóticas que ya se han presentado en varios países, debido a esta problemática estas enfermedades y mutaciones provocan pandemias.

Relación con la producción personal: en algunas de mis producciones trabajé con el animal doméstico y el no doméstico en cautiverio, como también con el animal silvestre en libertad y en su hábitat, notándose los distintos comportamientos en cada caso. Como por ejemplo el perro contemplando el afuera de su casa que lo retiene allí sin poder sociabilizar; la iguana lejos de su hábitat, en un ambiente totalmente distinto; las crías de picaflor común y el Biguá en la inmensidad de su hábitat con su comportamiento típico.

Exposición: La serie de fotografías será expuesta dentro de una jaula montada en un árbol del patio de la facultad, donde la iluminación sea la natural del sol, y con las fotografías acumuladas y yuxtapuestas para mostrar el encierro y sufrimiento q viven los animales privados de su libertad y el hacinamiento que transitan en su tráfico. A esto se debe también la cantidad de fotografías, y los distintos formatos, para representar la cantidad de estos animales y completar todas las caras internas de la jaula con las fotografías como si esa jaula estuviese llena realmente.

Bibliografía

• “Las ONG alertan sobre el tráfico de animales exóticos”, en La opinión de Murcia, [En línea], disponible en: www.laopiniondemurcia.es/vida-y-estilo/mascotas/2016/05/24/mala-gestion-espana-trafico-animales/739686.html

• “Tráfico ilegal de especies silvestres y sus impactos”, [En línea], disponible en: www.inecc.gob.mx/descargas/dgioece/2012_sem_trafico_pon01_alow.pdf

• INGRASSIA, Víctor. (2016) “Tráfico ilegal de animales: de cada diez animales capturados, sólo uno sobrevive”, [En línea], disponible en: www.lanacion.com.ar/1893791-trafico-ilegal-de-animales-de-cada-diez-animales-capturados-solo-uno-sobrevive
2 years ago.

Sign-in to write a comment.