La publicidad y la propaganda buscan y encuentran fórmulas sintéticas para enviar mensajes.
Antiguamente, un partido político tenía elaboradas bases, desarrolladas en un escrito formalmente prolijo y concreto, de contenido ideológico y programático. Hoy, en la sociedad cibernética de comunicación masiva, la política y los políticos olvidan las bases partidarias y encuentran sus formas de comunicación en slogans cuidadosamente elaborados, que intentan concentrar, no el mensaje, no la propuesta ni las intenciones del partido o candidato sino lo que deducen de las encuestas que es lo que la gente quiere escuchar.
De esta manera, con una frase estudiadamente persuasiva evitan el compromiso ideológico y concreto a que los obligaría un detallado manifiesto partidario. Lo peor del caso es que ni siquiera nos están diciendo lo que ellos quieren, pretenden o proyectan para su futura e hipotética gestión, sino tan solo lo que ellos creen que nosotros queremos oír.

---
Fernando M. Sassone
www.finisafricae.com.ar
twitter: @f_sassone

Si querés apoyar alguno de mis emprendimientos, dale "Me gusta", o visitá mis páginas.
www.facebook.com/singularidad.fotografia
www.facebook.com/Mariana.Busch.dibujos
www.facebook.com/simplisimus.juguetes


Diseño Gráfico
www.elbosco.net

Fotografía
www.fs.singularidad.org - www.flickr.com/singularidad - www.flickr.com/pequod

Juguetes artesanales de madera

www.simplisimus.com

Blogs
www.finisafricae.com.ar
www.cineticon.com.ar
www.pinterest.com/fsassone