Analogía








Tu vista alcanza hasta a las estrellas,


la mía no


por eso no te miro a los ojos.




Tu linda risa pertenece a la mañana


la mía, la atrapó la tarde


por eso refleja un tono de tristeza.




Tus pasos tienen largo trecho por recorrer


los míos no


por eso no camino junto a ti.




Sé que las mañanas te hablan de esperanza


mientras yo


sufro al dejarlas atrás.




Veo que las tardes las gozas a plenitud


y te burlas cuando se van


mientras yo


invento atraparlas


para tener mi tiempo


y soñar que el tuyo se me acerca.




Cuando te miro


te siento tan distante


como los agujeros del espacio.




Cuando te beso


viajo a través del tiempo


¿Sabes?... nuestro amor se univoco


y aún así sigue siendo una analogía.






Raúl Estrada
22-03-99


Un poema de Raúl Estrada